AZHAG CARNICERO 1

AZHAG EL CARNICERO

Hola a todos,

Os traigo una entrada para que os sirva de velada pista de un gran mal que se acerca al blog. Seguidme para conocer la historia de uno de los peores waaaghs que arrasó el imperio, el Waaagh de Azhag “el carnicero”.

Azhag era un orco normal. Él pasaba el día de waaagh con sus amigotes, partiendo cabezas de taponez y destripando elfos por deporte. Todo eso cambio el día en el que saqueando el tesoro de un recientemente fallecido troll del caos (Muerte natural debida a un hachazo en la cabeza y posterior incineración), Azhag encontró algo que no esperaba.

Era una pesada corona de hierro. Desde que se la puso por primera vez, una maléfica voz empezó a hablarle con palabras de lucha sin fin y victorias sin igual. Siguiendo los consejos de la corona Azhag logró alcanzar el título caudillo de su tribu con facilidad y rapidamente empezó a derrotar a las tribus vecinas, gracias a los astutos planes susurrados desde la corona.

Esas victorias consiguieron que un gran número de pieles verdez se unieran bajo el estandarte de Azhag y pronto su waaagh descendió desde el territorio troll hacia el sur como una marea verde que inundaría Ostermark.

No todo era verde en ese paraíso orco de luchas y victorias. Cada vez más a menudo los lugartenientes de Azhag empezaron a verle discutir consigo mismo e incluso adoptó extraños comportamientos no orcos: como pasar revista a las tropas a lomos de su serpiente alada Komecráneoz o explicar las ordenes en vez de aporrear algunas cabezas. Lo más extraño de todo es que Azhag empezó a lanzar extraños rayos en medio de los combates. Definitivamente, algo no marchaba como Morko manda, pero se perdonaba porque el contador de victorias no paraba de subir.

Durante su extraño waaagh Azhag arrasó Ostermark y la catedral de Sigmar en Nachtdoor, sin permitir apenas que sus tropas se regocijasen en sus grandes victorias. Parecía como que el cada vez más extraño Azhag tuviera una ruta marcada. Fuera cual fuera esa ruta no llegó a completarse, ya que Azhag encontró su final a manos del gran maestre de los caballeros pantera Werner von Kriegstadt, que aprovechó una animada conversación de Azhag consigo mismo para atravesarle el corazón. Con Azhag muerto, su waaagh fue rápidamente dispersado.

La Corona de hierro fue llevada a Altdorf por el Gran Teogonista de Sigmar que la colocó en la más profunda sala del templo donde estaría guardada para ocultarla por toda la eternidad tras robustos cerrojos de hierro y poderosos hechizos de protección. O no….

La miniatura que hoy os traigo es obra de Trish Morrison y Gary Morley y la podemos encontrar en el catálogo Citadel de 1995/1996.

El pintado corresponde a Rafa Quimera.

Teniendo la mini de la mano, no pude resistirme a sacar un par de fotos comparativas.

AZHAG CARNICERO 11 AZHAG CARNICERO 10

Espero que os haya gustado la entrada y que ya sepáis quien es aquel cuya llegada ha sido anunciada 😉

Saludos.

(Visited 141 times, 8 visits today)

4 comentarios en “AZHAG EL CARNICERO

  1. Esta miniatura es una de mis favoritas de aquella época, por ser una de las primeras que tuve en las manos. Me gusta mucho el pintado que le han dado, sencillo pero pulcro, eficaz y más oscuro, alejado de los pielesverdes “payasos” que a veces vemos.
    ¡Gran entrada!

  2. Algún día de estos, deberia montar el mío, que es el último gran líder piel verde que me falta por tener pintado.

    Eso si, me quedo con el modelo nuevo de la miniatura.

    Waaagh!

  3. La mini está muy bien, el pintado es muy correcto, pero desde mi punto de vista, tanto el dragón silvano como el grifo tienen un acabado mejor; eso si, las 3 están de mimo!!!

    Por otro lado, desconocía la historia de Azhag…

  4. Muy chula la mini, yo tengo la mia a la espera de ser pintada (en 15 o 20 años XD), por cierto tampoco estan nada mal las dos minis que has usado en la comparativa xd

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.