RHINO

GOBLINS POR EL MUNDO: WARHAMMER WORLD EN NOTTINGHAM (I)

Hola a todos,

Hoy en Goblins por el mundo os ofrecemos un resumen y guía del  viaje al Nirvana de los coleccionistas y jugones de  este loco mundo que son las batallitas con figuras pintadas, el Warhammer World de GW en Nottingham.

La de hoy es una  entrada muy especial porque incluye muchas cosas que a algunos de los goblins que colaboramos en el blog nos hacía muchísima ilusión experimentar.

Nosotros,  los goblins colaboradores, hemos deseado viajar al lugar donde se cocinan todas esas locas y fantásticas miniaturas que nos encantan desde el día en el que empezamos, hace ya muchos años, en el tema de los wargames. Como seguro os sucede a muchos de vosotros, siempre hemos postergado ese viaje porque la vida parecía tenernos otros planes reservados.  Pero sucede que un día los planetas se alinean, los hados son propicios y el milagro de la casualidad te guiña un ojo… Y así, sin más, comienza una hermosa aventura para un grupo de amigos.

La historia de esta pequeña aventura comienza cuando uno de nuestros amigos confirmó durante las navidades una gran noticia. Nuestro amigo Borja dejaba su curro actual y hacía las maletas para irse a trabajar como pintor para Forge World en la brumosa Albión. Era una gran noticia y planteaba la excusa perfecta para nuestro viaje. Pero era más fácil decirlo que poner de acuerdo a tantos goblins atareados (Todos sabemos como somos los goblins de indisciplinados 🙂 ) así que tras intentar cuadrar las fechas teníamos a 6 amigos y amigas dispuestas a plantarse unos días en Londres y realizar una escapada de un día al Warhammer World (Un recuerdo especial para los goblins que por fechas y curro no pudieron ir).

Como intrépidos Goblins tomamos el avión a Londres y tras pasar el fin de semana en la para mi  mejor capital de Europa nos disponíamos a tomar el tren que nos llevaría a Nottingham. Si partís de Londres os recomendamos el tren (33£ ida y vuelta) respecto al autobús  (El trayecto dura mucho menos y aunque es algo más caro compensa con creces).

Una vez en Nottingham visitamos brevemente el castillo (Por dentro es un museo de arte) y  algo del centro (La verdad es que tiene algunas casas chulas pero poco más). Personalmente y si hubiera sabido lo que vendría después me habría saltado esta parte  🙂 .

GOBLINS VIAJEROS

Desde el centro pillamos un taxi de 6 plazas que nos llevó directos a GW (Si, el taxista conocía el sitio  sólo con el nombre de la empresa y es que GW en Nottingham es muy conocida). El precio del taxi fueron 7,5£ (Unos 9,75€) y no variará mucho si lo cogéis desde la estación de trenes.

Antes de empezar con la visita en si quiero comentaros que personalmente estaba muy contento de poder ir al Warhammer world pero tenía una extraña sensación de que la visita me llegaba con 10 años de retraso. Me explico, Age of Sigmar ha sustituido a Warhammer Fantasy Battles, el plástico ha sustituido al metal, me parecía que sería divertido pero le faltaría encanto….Nada más lejos de la realidad. Os adelanto que NOS ENCANTÓ A TODOS.

La visita comenzó fuerte, el taxi nos dejó justo enfrente de la puerta, donde un transporte Rhino y un marine hacían guardia (El hype de los goblins empezaba a crecer).

RHINO

Tras franquear las puertas otra estatua de marine guardaba un vestíbulo amplio donde se encontraban algunas vitrinas con minis y multitud de pendones colgados. Aquí nos recibió Borja que hizo de guía en la visita.

MARINE

Tras pasar ese vestíbulo se llega a un área enorme que engloba la zona de juego y las tiendas (Forge world, Black Library y GW). Sobre la zona de juego sólo decir que es brutal. Mesas y mesas con escenografía flipante (Hype Goblin creciendo).

Era la hora de la comida y Borja nos guió hasta la taberna de Bugman. La taberna está ambientada de flipar y al contrario de lo que he leído por ahí la comida no estaba nada mal. Mi menú de 10£ (13€) incluía Medio pollo asado, medio costillar, aros de cebolla y patatas) todo ello regado por una… Cerveza San Miguel!!! 🙂

TABERNA DE BUGMAN

El rato de la comida estuvo genial. Al principio se nos unió Isra (Un tío que igual que te diseña una mini, te testa un reglamento de Blood Bowl y ante todo una persona con la que da gusto hablar de cualquier tema. Un fenómeno!). Entre Isra y Borja nos comentan como es su jornada de trabajo (Pintar, diseñar y sobretodo aprender). Parece ser que GW es una empresa bastante amigable con sus empleados y donde el desarrollo profesional parece posible. En un momento de la charla nos presentan a Pedro (Otro de los pintores de FW y un tío estupendo) y la charla continua. La verdad, es que oyendo a los tres hablar se nota que les gusta lo que hacen. Entre charlas pasamos un gran rato, que si los nuevos oruks por aquí, que si ya veréis que minis de Blood Bowl por allá, que si más juegos en caja de flipar (Mi hype crecía desmesuradamente).

TABERNA DE BUGMAN

TABERNA DE BUGMAN

Pasado un rato los tres nos guían hasta la puerta de la exhibición/ museo y nos dejan para volver a sus tareas (El curro es el curro). He de deciros que yo aquí ya estaba flipando y ya pensaba que había valido la pena, pero no sabía lo que teníamos por delante. Pero eso será en la siguiente entrada aunque os dejo una foto para que vayáis haciendo boca.

Battle for Angelus Prime

Espero que os haya gustado y que nos acompañéis en la siguiente entrada en la que os aseguro que veréis cosas que os dejarán con la boca abierta.

Saludos.

(Visited 281 times, 5 visits today)

4 comentarios en “GOBLINS POR EL MUNDO: WARHAMMER WORLD EN NOTTINGHAM (I)

  1. La verdad que fue un día muchísimo mejor de lo que esperábamos en un principio. La taberna de Bugman estaba muy chula, y la verdad, la comida no estaba nada mal, eso nos pareció a todos…

    A prepararse para lo que vendrá en la segunda parte de la entrada, quiero foto de “Dwarf Hood” en primera plana!!!

  2. pfff que ganas de ver la segunda parte, esas mesas/dioramas pintan geniales, yo la verdad que siempre he tenido ganas de ir, más que nada para ver como tienen montado todo el tinglado, que siempre lo he visto en las revistas pero nunca en vivo.

    PD: me alegro de que la comida estuviera buena, el señor Bugman no podía defraudar en algo que tuviera que ver con la ingesta desmesurada de comida y bebida XD.

    1. La verdad es que había mesas brutales. La Tau era impresionante y había una mesa enorme con una fortificación de las nuevas de caos que era flipante (Una pena que no le saqué foto). Allí todo está pensado para facilitar el ir a jugar y pintar (Mesas de juego y puestos de pintura disponibles a tutiplen).
      La taberna de Bugman es un sitio molón. Había detalles por todos lados y mogollón de ilustraciones colgadas en las paredes. Un sitio en el que te entran ganas de pillar una birra enorme, sentarte en un sillón y conversar durante horas de batallitas 🙂
      La segunda parte de la visita es todo un recital de miniaturas. No se cuantos miles (Y no exagero absolutamente nada) de miniaturas fantásticamente pintadas tendrán allí metidas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.